Blogia
RUA DOS ANJOS PRETOS

DECEPCIÓN ROSA

DECEPCIÓN ROSA

Una de las decepciones más grandes que me he llevado en los últimos tiempos ha sido el ¡zas! en toda la boca que me han dado hoy al ver a mi apreciada, admirada e inteligente Rosa Belmonte en el plató de Sálvame, adulando las bravuconerías que se deslizan diariamente por los labios de su mentor y conductor.

Uno, que ha tenido a gala ser su lector durante muchos años, que no se amilana al decir sin dudarlo que es una de las plumas más ácidas y sexys de todo el orbe periodístico que haya salido de la región murciana, nunca hubiera esperado ese salto del grupo Vocento y del bienestar de ABC a la grandilocuente casposidad (glamourosidad si lo prefieren así otros) de mi querida Rosa Belmonte, y confieso que me hace daño en el alma. Por el periodismo y por ella misma.

Pero, bueno, al precio que se está poniendo el pan, cualquiera se lo discute.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres